Suscríbete directamente al feed del blog

Aunque parezca mentira es verdad (XXVI)

Que un pueblo tenga 200 habitantes no es raro, pero que 150 de los 200 vecinos sean peluqueros sí que es más sorprendente. Ése es el caso de Osinow Dolny, un pequeño pueblo polaco al que acuden a cortarse el pelo miles de personas, atraídas por la amplia oferta y los bajos precios.

Compra un sofá de segunda mano y se encuentra un gato viviendo en él.

Detienen a tres turistas noruegos en Gran Canaria por poner una denuncia falsa. Fingieron que les habían sustraído grandes cantidades de dinero de sus tarjetas de crédito, cuando en realidad las habían usado ellos mismos en clubes de alterne.

Tags:

1 comentarios:

Andrés dijo...

Anda que hacer 60 kilómetros para ir a la peluquería... dice que lo rentabiliza porque aprovecha para comprar otras cosas, pero es un caso muy peculiar.

Póbrecico el gato, me extraña que se quedara tan quieto durante todo ese tiempo.

Lo de los turistas noruegos que eran unos rufianes, no me extraña, ya que hoy en día, hay mucha corrupción en todas partes.

Carrusel de spots