Suscríbete directamente al feed del blog

Aunque parezca mentira es verdad (XXXI)

Un ruso sobrevive a dos caídas seguidas desde una altura de 5 pisos. La primera se debió a la gran borrachera que llevaba; después de esa primera caída, subió de nuevo a casa y se volvió a tirar para no escuchar las quejas de su esposa por la primera caída.

Un hombre sin brazos es detenido al ser pillado conduciendo un vehículo. Desde que los había perdido a causa de un accidente laboral, conducía con los pies.

Finge su secuestro y se ve obligado a rebajar el rescate de 5.000 a 200 euros porque nadie lo quería pagar.

Tags:

1 comentarios:

Andrés dijo...

Pues sí, como el título que le has puesto a la sección, son tan increíbles, que parecen mentira XD.

Lo que pasa que a mi me dan risa de lo raras que son.

Carrusel de spots